La obediencia y el discernimiento

A veces gente de Dios intenta desviarnos. El Presidente Cuadrangular, Glenn Burris Jr., comparte una historia con moraleja de 1 Reyes.

Glenn Burris Jr.
Glenn Burris Jr.

Hay una oscura historia en 1 Reyes 13, donde un profeta desconocido recibió una palabra profética para el rey Jeroboam en el altar en Bethel.

El “hombre de Dios” le dijo que un rey futuro (Josías) profanaría un día el altar con los huesos de los muertos (v. 1-3). También reprendía a Jeroboam por violar el puesto que tenía. Anunció que el altar se quebraría por la mitad inmediatamente, lo que sucedió (v. 3,5).

Dios también le dijo al profeta que no aceptara comida o bebida alguna y que no se regresara por el mismo camino por el que vino.

Desafortunadamente, este líder desconocido fue engañado por un “viejo” profeta al decirle que un ángel le había dicho algo diferente de lo que le había dicho Dios (una mentira). El profeta joven violó las instrucciones de Dios y acabó muerto por un león (v. 11-25).

Debemos guardar la Palabra de Dios como nuestra autoridad y usar discernimiento, manteniéndonos obedientes, aún cuando hablemos con gente de Dios.

Reflexione + Ore

1. Piense en un momento en el que un seguidor de Dios le engañó. ¿Cómo se sintió? ¿De qué maneras manejó aquella decepción y cómo la superó?

2. ¿Da usted prioridad a la Palabra de Dios por sobre la de otros? ¿Cuáles son algunas maneras prácticas en las que discierne lo que es de Dios y lo que no?

3. ¿De qué maneras puede usted ser más obediente a Dios en su vida diaria?

4. El próximo domingo es el Día de Agradecimiento al Ministro y ¡sin duda apraeciamos a nuestros asombrosos ministros Cuadrangulares! Ore por los pastores en su vida que reciban paz, esperanza fresca y nuevas fuerzas para el ministerio.

Comparta sus pensamientos. Vea los comentarios abajo, y agregue los suyos.

is president of The Foursquare Church.
Advertisement

Deja un comentario