Justice Coleman
Justice Coleman

A veces, cuando me comparo con los discípulos de Jesús, me siento mejor conmigo mismo. En Su hora de mayor necesidad, Jesús pidió a Sus discípulos que oraran, y ellos se quedaron dormidos.

En Mateo 26:40-41, “[Jesús] vino luego a sus discípulos, y los halló durmiendo, y dijo a Pedro: ¿Así que no habéis podido velar conmigo una hora? Velad y orad, para que no entréis en tentación; el espíritu a la verdad está dispuesto, pero la carne es débil.” (RV1960).

Sé que suena terrible, pero esto realmente me anima. Siempre he luchado con un tiempo separado para orar—convertirme en pastor no ayudó; ¡simplemente me hizo sentir peor!

Todo chiste a un lado, encuentro este pasaje alentador porque me recuerda cuánto Dios cree en la oración. Jesús es Dios. ¿Pidió Dios oración? Jesús, el Señor de toda creación, aquel que por Su palabra hizo que toda la creación existiera y por el cual todo fue hecho, ¿pidió oración de parte de humanos?

Jesús nos muestra que la oración realmente cambia cosas. Resulta claro que Él cree en la oración más que cualquiera de nosotros, y me hace querer tomar más en serio Su dirección en cuanto a la oración. Tu oración le importa a Dios.

Hoy recordemos Su dirección de orar por obreros en la cosecha, no solamente como un mandamiento, sino también como una invitación (Lucas 10:2). Nuevamente, Jesús pidió a Sus discípulos oración. Él creyó que su oración podía cambiar cosas.

Que nuestras oraciones cambien el panorama del evangelismo mundial.

Oración + Reflexión

  • Pídale al Señor Su perspectiva para vernos a nosotros mismos como Dios nos ve.
  • Pídale al Señor Su perspectiva para ver a los demás como Dios los ve.
  • Pídale al Señor Su perspectiva para ver a los perdidos como Dios los ve.

es el pastor principal de Freedom Church (San Fernando Valley Freedom Foursquare Church) en North Hills, California.
Anuncio

Comments

Leave a Reply to Carmen Ortiz Cancel reply